Aprendiendo economía

Aprendiendo econompia

Reservas Internacionales
Mié, 09/10/2013 - 11:20, - 0 comentarios

Las reservas internacionales netas (RIN) se definen como la diferencia entre los activos y pasivos internacionales de un país; y son gestionadas por el Banco Central de Reserva del Perú (BCRP). Estas tienen diversas funciones (regular riesgo crediticio, de liquidez, etc.), en esta oportunidad se explicará la importancia de las RIN en la gestión y control de los riesgos cambiarios. El BCRP tiene un esquema de política monetaria basado en tres pilares: tener un tipo de cambio flexible (determinado por el mercado), trabajar bajo un esquema de metas de inflación y la implementación de un conjunto de medidas para evitar el llamado descalce de monedas (disponer ingresos en una moneda y deuda en otra moneda) debido a que este puede generar riesgos de insolvencia e iliquidez. Se busca mantener un tipo de cambio flexible pero que no presente de fluctuaciones amplias, para así evitar los riesgos asociados al descalce monetario. En ese sentido, las RIN tienen un rol fundamental, ya que sirven como herramienta para moderar las variaciones del tipo de cambio, evitando así la volatilidad. El Banco Central comprará o venderá los dólares acumulados en sus reservas para incidir en el tipo de cambio en el corto plazo.

En el Perú, dado el alto grado de dolarización, resulta importante mantener la estabilidad cambiaria, sino puede aumentar la inflación, debido a que  un mayor tipo de cambio, aumenta precio relativo de importaciones. Además, se afectan las exportaciones y se generan distorsiones en la deuda externa y en el mercado inmobiliario. En las últimas semanas, se ha observado una participación muy activa del BCRP, que ha controlado la volatilidad generada por la mayor demanda de agentes especulativos. Actualmente se cuentan con $.67 724 millones en RIN, equivalentes al 33% del PBI y a casi el 100% de la liquidez del sistema bancario, cifras que colocan al Perú como el país latinoamericano mejor preparado ante la incertidumbre mundial.

Tasa de encaje
Mié, 09/10/2013 - 11:07, - 0 comentarios

La tasa de encaje se define como un porcentaje de los depósitos que las instituciones financieras deben mantener y no pueden disponer para realizar sus actividades de intermediación financiera. El Banco Central de Reserva del Perú (BCRP) establece la tasa tanto para fondos en moneda nacional como extranjera. De la misma manera, estos fondos deben estar en forma de efectivo en bóvedas de las mismas instituciones financieras y como depósitos de cuenta corriente del BCRP.

El BCRP utiliza la tasa de encaje para controlar la disponibilidad de fondos prestables en el sistema financiero. Si la economía se encuentra en un entorno de contracción, una reducción del encaje, disminuirá las restricciones al crédito y brindará liquidez a la economía. La tasa de encaje legal también es empleada para controlar el flujo de capitales del exterior. A mayores tasas de encaje, menores incentivos a entradas de capitales de corto plazo. Por último, la tasa de encaje en moneda extranjera le permite al BCRP enfrentar los riesgos que implica un mercado financiero dolarizado como el peruano. Este mayor requerimiento evita que ante situaciones de crisis, exista una fuga de capitales.

Un caso de la aplicación de la tasa de encaje como instrumento de política monetaria fue durante la crisis financiera internacional 2007-2009. Inicialmente, se aumentaron los niveles exigidos de encaje, para evitar una fuga de capitales. En segunda instancia, se decidió reducir los encajes a menos de la mitad de su nivel, con el objetivo de insertar liquidez a la economía para que ésta se recupere.

Sistema Financiero
Mié, 09/10/2013 - 10:46, - 1 comentario

El sistema financiero se encuentra comprendido por el conjunto de instituciones, intermediarios y mercados donde se canaliza el ahorro hacia la deuda (o inversiones). Con este objetivo, existen dos mecanismos para cumplir con el traslado de recursos: las finanzas indirectas y directas. Las finanzas indirectas requieren la existencia de un intermediario financiero el  cual transforma los activos denominados primarios, en activos financieros indirectos, más acordes con las preferencias de los ahorradores. Por ejemplo, los bancos comerciales y los fondos mutuos. Por otro lado, las finanzas directas no requieren la presencia de un intermediario financiero, y las transacciones se realizan en los mismos mercados financieros de bonos, acciones y otros instrumentos financieros. 

El mercado de capitales corresponde al segmento del mercado financiero en los que se negocian valores con vencimientos de largo plazo, es decir, mayores a un año. Por su lado, los valores con un vencimiento de corto plazo, se transan en el mercado de dinero. Además de los agentes e intermediarios financieros, el funcionamiento de los mercados financieros requiere la existencia de instituciones que regulen, supervisen y sirvan de estructura para sus operaciones. En nuestro país, esas funciones la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV), la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS) y la Bolsa de Valores de Lima (BVL) cumplen estas funciones. 

Inversión Privada en Servicios Públicos
Mar, 04/06/2013 - 17:03, - 0 comentarios

proyectos appEn la economía existen bienes públicos, los cuales se definen así porque no son susceptibles de comprar ni vender en ningún mercado, ya que cualquier ciudadano sin distinción puede usarlos sin que esto impida o limite el uso de otro ciudadano al mismo tiempo (condición de no rivalidad) y exiten mecanismos, técnicos o políticos, para impedir su uso por cualquier persona (condición de no excluyente). En estos casos, es razonable y socialmente eficiente la provisión del bien a través de una empresa pública. Sin embargo, la gestión o provisión de los bienes públicos no es exclusiva del Estado, sino que también pueden ser provistos por el sector privado. En muchos casos, el Estado puede utilizar algún mecanismo que implique la participación de agentes privados. Entre las modalidades más conocidas de participación privada se tiene la privatización (transferir a un privado la propiedad de un activo para que este lo explote y se le regula para evitar que abuse por su condición en el mercado) y la concesión (entregar derechos de uso de un activo a un privado por un tiempo determinado al final del cual el activo regresa a posesión del Estado). En la última década se viene desarrollando una modalidad de participación privada llamada Asociación Público-Privada (APP) que implica una participación conjunta del sector público con el privado. El esquema consiste en la provisión privada de un servicio público que tiene una alta rentabilidad social pero una baja rentabilidad financiera; y por lo tanto requiere un cofinanciamiento parcial o total del Estado para hacer rentable el proyecto. Así, esta modalidad de inversión, tiene la ventaja de incorporar al privado una inversión pública que en otras circunstancias no se daría por no ser rentable financieramente, mejorándose la eficiencia y calidad del servicio otorgado. El Perú se ha convertido en los últimos años en un país atractivo para este tipo de inversión. Entre el 2013 y 2014, se tiene programada la adjudicación de 28 proyectos de infraestructura y servicios públicos prioritarios bajo esta modalidad que representan una inversión de US$ 13 600 aproximadamente, siendo así el paquete más ambicioso en la historia de las asociaciones público-privadas en el país.

Obras por Impuestos
Mar, 04/06/2013 - 16:59, - 10 comentarios

Obras por impuestos es un mecanismo que permite que las empresas privadas coordinen con los gobiernos regionales y locales para ejecutar obras de alta prioridad; a cambio de esto, los gastos realizados por parte de estas empresas en el financiamiento o la ejecución de dichas obras serán descontadas hasta en el 50% de su Impuesto a la renta. Es decir, una vez que la empresa privada culmina la obra, solicita un Certificado de Inversión Público Regional y Local (CIPRL), el cual tendrá que ser presentado al Ministerio de Economía y Finanzas como forma de pago de su Impuesto a la Renta.  El principal objetivo de este mecanismo es ejecutar con eficacia y rapidez las obras que mejoren los servicios públicos para la población y  permitan acelerar el desarrollo socioeconómico de las regiones. Adicionalmente, no se descarta un efecto positivo sobre el empleo, ya sea en la etapa de construcción o posteriormente en la etapa de operación y mantenimiento de la obra.  Los  proyectos que califican para esta modalidad son mayoritariamente de infraestructura, deben estar aprobados por el Consejo Regional o el Consejo Municipal y deben contar con la declaratoria de viabilidad por el Sistema Nacional de Inversión Pública (SNIP).  Actualmente, 921 proyectos cuentan con dichas características; sin embargo, desde la creación de este mecanismo en el 2008, solo se han ejecutado 33 proyectos por medio de este mecanismo. 

Páginas